Luego de desfinanciar a la policía, la alcaldesa de Chicago ahora le ruega a los federales que la ayuden a ‘salvar la ciudad’

La alcaldesa de Chicago, Lori Lightfoot, está rogando ayuda al gobierno federal para combatir el crimen y la violencia en la Ciudad, luego que en 2020 promoviera la desfinanciación policial en la ciudad.

El lunes durante una conferencia de prensa la demócrata le pidió al fiscal general de los Estados Unidos, Merrick Garland, que envíe a Chicago agentes de la Oficina de Alcohol, Tabaco y Armas de Fuego para combatir el dramático aumento de la violencia en la ciudad, y el creciente número de armas ilegales, acorde a lo que informó Fox32 Chicago.

Además, solicitó que se envíen más fiscales federales a la ciudad para manejar los nuevos casos de delitos, y alguaciles federales adicionales a Chicago para ayudar a las fuerzas de seguridad locales a rastrear a miles de personas con órdenes judiciales de captura.

“Necesitamos estos recursos adicionales mucho antes del verano”, dijo Lightfoot.

Los niveles de asesinatos han aumentado un 5%, de 749 a 783, mientras que el número de víctimas de disparos aumentó en lo que va del año a 4.270, cuando un año atrás, en la misma fecha, había sido de 3.930, según los datos oficiales de la policía de Chicago.

Así es que la alcaldesa progresista dio marcha atrás al compromiso que había asumido el año pasado, de destinar varios millones del presupuesto que correspondían a las fuerzas de seguridad de la ciudad a gastos sociales, y trató de tranquilizar a sus ciudadanos en un discurso de unos 40 minutos pronunciado en Garfield Park Gold Dome Fieldhouse.

“Mantenerlos a salvo es mi prioridad, no una de ellas, sino la primera y principal prioridad”, dijo Lightfoot. “Me despierto todas las mañanas con esto como mi primera preocupación y me presiono a mí mismo y a todos los involucrados a dar un paso al frente y hacer más y mejor porque no podemos seguir soportando el nivel de violencia que estamos experimentando ahora”.

“En este momento, hoy, simplemente hay demasiadas personas violentas caminando por nuestras calles y causando estragos en nuestros vecindarios”, dijo Lightfoot en su discurso el lunes.

Y agregó: “Sé que la gente tiene miedo y las emociones … sobre la seguridad pública, y específicamente la violencia con armas de fuego, incluidos los robos de automóviles, están aumentando”.

La alcaldesa también criticó al sistema judicial del condado de Cook, por los delincuentes violentos que se les permite salir en el monitoreo electrónico.

Lightfoot dijo que la práctica es una ‘bofetada en la cara’ a las víctimas de los criminales, y dijo que en muchos casos los delincuentes son liberados “prácticamente sin supervisión”.

Según informó Fox News, el expresidente Donald Trump envió en junio del año pasado 100 agentes federales para mitigar los disturbios, como parte de lo que se denominó Operación Leyenda, lo que llevó a que el número de homicidios en Chicago caiga en un 50%, según mencionó dos meses después el entonces fiscal general William Barr.

Fuente:  BLes.com

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *