Consejos y ayudas: Cómo enfrentar los celos en la pareja

Cómo enfrentar los celos en la pareja

Por Helena Lebrija; actitudfem.com (El Kentubano edición 109, agosto 2018)

Los celos son conocidos como “el monstruo de los ojos verdes”, es común que se asome por lo menos una vez en la relación.

En la vida cotidiana se sabe que los celos pueden resultar muy difícil de manejarlos, ya que estos sentimientos por lo general nacen de un profundo sentido de inadaptación en la persona más que dentro de la relación.

Una persona amenazada por celos demuestra una profunda inseguridad, a menudo se aparta de su pareja para controlarla y la ataca con acusaciones y amenazas.

He aquí algunos consejos que le ayudarán a sentirse más seguras(os):

Los celos alejan: Recuerda que el querer estar controlando a tu pareja con un bombardeo de llamadas y mensajes sin razón más que ser un reforzamiento a la relación llega a hostigar, cansar y alejar. Por lo contrario, escríbele o llámale sorpresivamente para saludarlo y decirle cuanto lo amas, esto se convertirá en un incentivo para alegrar su día.Celos

Mi todo: Recuerda que tu pareja no debe ser tu “todo en la vida” ni “ser todo para el otro”. Cada uno debe tener una vida propia con trabajo, familia, amigos y que puedan complementarse como pareja compartiendo momentos. De lo contrario la relación se convierte en una posesión. Tu pareja se vuelve tu objeto a controlar a través de acoso y violencia psicológica.

Sabotaje: Una parte inconsciente no se siente merecedora de una pareja estable, comprensiva y atenta. Acostumbrada desde pequeña al sufrimiento y caos. Finalmente, te encuentras en una relación con las características de “un buen hombre”. ¡Sorpresa! Algo en ti no se siente merecedora y te saboteas queriendo ver problema donde no lo hay. Lo interrogas sobre su trabajo, sus amigas de facebook, el por qué no te manda mensajes si está en línea. Sinónimo de sabotearte es meterte el pie.

Te escogió a ti: La clave para estar tranquila es trabajar con tu autoestima y seguridad. Creerte quién eres. Tu pareja vio algo en ti por lo que decidió tener una relación contigo. Empieza a valorar aquellas cualidades que en momentos se te olvidan. Cuando venga esa ráfaga de celos incontrolados repite “mi pareja ha decidió estar conmigo”

Habla, no ataques: Generalmente cuando uno siente celos tiende a atacar y hace uso de su gran arma la violencia para hacer sentir mal al otro y someterlo como víctima. “Porque no me contesta… con quien estas”. No propicies el miedo en tu pareja, ya que al ocupar tú el rol de agresora y él de victima tendrán a estar dentro del círculo de la violencia. Empieza por expresar lo que sientes y hazle alguna petición desde tu empatía sin atacar. Me gusta cuando pasamos tiempo juntos. Me encanta cuando me mandas mensajes, me hacen sentir especial.

Comparte tus miedos: Recuerda que tu pareja es aquella persona que te entiende, se interesa por ti y te ayuda. Si últimamente sientes celos y te da angustia, comparte con él esto que estás viviendo en lugar de actuar esto con el control. Expresa que te gustaría sentir con mayor regularidad afecto de forma verbal, emocional y física pues eso te da más seguridad y te hace sentir unida a él.

No lo lleves al límite: Si constantemente estás acosándolo con mensajes negativos: seguramente me estás siendo infiel… te gusta tu colega… no me mientas que está pasando. Es probable que de tanto escuchar esto finalmente se haga consciente tu miedo más grande, la INFIDELIDAD.

Así que siempre tu segura en tu papel de pareja y no lo orilles a que te sea infiel como una forma de comprobar que tú tenías razón: “Los hombres son infieles”

Se vale pedir ayuda: Tus celos se han convertido en tu peor enemigo. No dejan ni te permiten gozar tu relación. Continuamente te invaden sentimientos negativos, de duda y no puedes controlar ni darle la vuelta a la página, se consciente que puedes pedir ayuda. Existen psicoterapias individuales y de pareja para tratar este problema y encontrar mayor bienestar emocional.