Lexington Salt Cave ofrece un nuevo espacio restaurador para la salud y el bienestar.

LEXINGTON, Ky. – La cueva de sal de Lexington se abrió cerca del centro de Lexington, ofreciendo a los clientes la oportunidad de experimentar una relajación profunda y restauración junto con haloterapia (terapia de sal seca) en una cueva de sal rosada simulada del Himalaya.

La haloterapia es una terapia antigua y natural que implica la exposición y la inhalación de aire seco con infusión de sal. Fue descubierto en 1843 por el médico polaco Feliks Boczkowski, quien notó que los trabajadores de las minas de sal sufrían menos enfermedades respiratorias que la población en general. En 1939, fundó y abrió el primer centro de salud en la mina de sal de Wieliczka en Polonia. La sal es antibacteriana, antifúngica y antiinflamatoria, y se ha demostrado que alivia los síntomas de muchas enfermedades al tiempo que mejora el bienestar del cuerpo y la mente. Investigaciones recientes también están comenzando a mostrar que potencialmente puede suprimir la propagación de virus.

Terapia de sal La sal del Himalaya proviene de reservas subterráneas profundas en Pakistán, es sostenible, natural, sin procesar y contiene más de 84 oligoelementos. Durante una sesión de Lexington Salt Cave, los clientes se relajan en sillas de gravedad cero o descansan en el piso de sal, mientras respiran partículas microscópicas de sal pura de grado farmacéutico, que se dispersan en el aire mediante un halogenerador. La sal se absorbe profundamente en los senos nasales y los pulmones, atrapando bacterias, alérgenos y toxinas, mientras ayuda al cuerpo a eliminarlos de forma natural.

 

Fuente: lanereport.com, Traducido por: David Vázquez